Análisis y estudios grafológicos en Barcelona

La escritura (letra y firma) es la manifestación gráfica de nosotros mismos, de nuestra personalidad, de nuestras ambiciones y de nuestros miedos.

El acto de escribir es inconsciente y, según el profesor Alegret, es la proyección gráfica de la información que capta el cerebro.

Las neuronas motoras se encargan de crear, mediante los músculos efectores, unos 500 movimientos, desde las articulaciones del hombro hasta llegar a los dedos de la mano.

Por lo tanto, cualquier trazo, letra o espacio dentro del grafismo corresponde a maneras de ser mentales, ubicadas en el complejo mundo de las neuronas. Por eso, la escritura es la proyección de la personalidad.

Si la conciencia colectiva proclama que no hay dos personas iguales, con el mismo criterio afirmamos que no hay dos escrituras iguales, ni siquiera con los hermanos gemelos.

Por este motivo, la escritura es identificativa e idiosincrásica, tal como lo son las huellas dactilares o el conjunto de rasgos de la fisionomía.

La principal ventaja del análisis grafológico es que no se necesita la presencia del propio individuo, evitando así que esté sometido a cualquier tipo de presión o incomodidad, tan a nivel psicológico como ambiental.

Su estudio, es decir, la grafología tiene un amplio abanico de posibilidades en diferentes campos.

Productos y servicios destacados